Nuevas variedades de hortalizas y uso racional de fertilizantes abordó Prodesal Quillón en día de campo

Vie, 20/01/2023 - 20:00

Autor: Claudia Worner

Zona Sur Programas Eje Ñuble
Día de campo Quillón invernadero

Un día de campo para ver el rendimiento y adaptación de nuevas variedades de hortalizas realizó el Programa de Desarrollo Local (Prodesal) de Quillón, con una nutrida participación de más de 200 productores y productoras de Indap de las regiones de Ñuble y Biobío.

Carlos Valenzuela, asesor técnico del Prodesal Quillón y encargado del rubro, manifestó que dada la importancia de las hortalizas en la zona, el día de campo les permitió mostrar nuevas variedades que destacan por su rendimiento y adaptación a la restricción hídrica, así como a virosis y hongos, lo que entrega alternativas a los productores, que también pudieron ver manejos introducidos por dueño del predio, Jorge Figueroa, quien mostró cómo realizar conducción en tomates para evitar la pudrición de los frutos que van quedando cerca del suelo y que son afectados por el agua de riego.

Durante la jornada se mostraron parcelas demostrativas de pepino, tomate, pimiento morrón, melón y sandía, siembra anticipada de tomate y melón y cultivos de pepino en invernadero, además de un cuartel con tomates bajo sistema de conducción, donde se destacaron las características de las variedades que se usaron, incluyendo algunas que se están probando para hacer el lanzamiento de variedades comerciales.

Adicionalmente se realizó una charla sobre fertilización y el uso racional de fertilizantes, además de la importancia de la rotación de cultivos para mantener la sanidad y productividad del suelo.

Día de campo Quillón sandías

 

El día de campo, organizado con el apoyo de una empresa de semillas, congregó a productores de Isla Santa María, Coronel, Coelemu, Yumbel y Florida durante la mañana y por la tarde en jornada alterna a productores de Quillón, Coelemu, Bulnes y Ránquil, quienes además de participar de la jornada recibieron información de maquinaria y empresas agroquímicas.

El cuidado por el medioambiente y el suelo también estuvo presente con una charla del asesor José Carrasco, quien dio recomendaciones con respecto a la fertilización de los cultivos, principalmente con respecto a la forma de uso de los abonos.

Carrasco recordó que un superfosfato se demora entre 19 y 23 días en estar disponible para las plantas, por lo que su uso debe ser previo a la siembra o al trasplante en una cantidad similar de días, para hacer coincidir la disponibilidad con el requerimiento del cultivo.

El asesor también valoró la realización de análisis de suelo antes de la siembra, destacando que la dosis por hectárea que se deba usar depende no del bolsillo del agricultor, sino de lo que diga el análisis de suelo, y recalcó la necesidad de realizar la rotación de cultivos para cortar el ciclo de plagas y enfermedades.