Cosecha de aguas lluvias y riego tecnificado: Una alternativa ante la escasez hídrica en Magallanes

Mar, 12/04/2022 - 11:00

Autor: Cristián Morales

Zona Austral Riego Sustentabilidad y adaptación al cambio climatico Magallanes
Teresa Navarro y Luis Vargas - guatero acumulador de agua

Hasta hace dos meses, Teresa Navarro y Luis Vargas regaban con una manguera las hortalizas que cubren los más de mil metros cuadrados de los cinco invernaderos que tienen en su predio en Puerto Natales. Dedicaban sagradamente un mínimo de dos horas en la mañana y otras dos en la tarde. En este proceso –reconocen– perdían agua y tiempo.  

Hoy estos agricultores están utilizando riego tecnificado por goteo, la alternativa más efectiva para enfrentar la escasez hídrica y sus consecuencias en la zona de Magallanes, ya que permite alcanzar una eficiencia superior al 90% en el uso del agua: cada gota llega directamente a la raíz de la planta. 

“El riego tecnificado te cambia la vida y así le sacamos más provecho a la jornada”, dice Luis Vargas, mientras muestra orgulloso la hilera de varios metros de canaleta que rodea sus invernaderos. Porque no solo automatizaron el riego, también cosechan aguas lluvias; es decir, recolectan cada gota en un entramado de conductos que finaliza su recorrido en un guatero que permite almacenar más de 50 mil litros de agua.

Esta estrategia de optimización es una de las que promueve INDAP Magallanes para aprovechar al máximo el recurso hídrico. Y este año, cuenta con un presupuesto histórico de 150 millones de pesos. “Instalar en la región un sistema de riego que considere canaletas, guatero y cintas de goteo para un invernadero de 120 metros cuadrados puede alcanzar aproximadamente los 5 millones de pesos”, explica Petar Bradasic, encargado de Riego del servicio del agro en la zona austral.

Teresa Navarro - producción en invernadero

 

Ejemplo de producción 

“Esta temporada nos ha ido muy bien y la próxima sabemos que será mucho mejor, porque estamos construyendo dos nuevos invernaderos que también tendrán riego tecnificado. El agua es lo más importante y hay que cuidarla. Hoy solo tenemos que abrir y cerrar una llave. El sistema lo hacemos funcionar no más de media hora al día y sabemos que cada gota llega a la planta. Y se nota en las lechugas, por su sabor y cómo crecen. Todo esto pasa mientras estamos trabajando en otras cosas, como darles comida a las gallinas o limpiar”, cuenta Teresa Navarro.

Teresa y Luis integran hace tres años el Programa de Desarrollo Local (Prodesal) de Puerto Natales, que se ejecuta de manera conjunta entre el municipio local e INDAP. 

“Estamos muy agradecidos de INDAP y del Prodesal por el apoyo económico y las capacitaciones. Nosotros sabíamos de agricultura, porque nos viene de chicos, pero siempre aprendemos cosas nuevas. Nosotros mismos construimos los invernaderos y queremos seguir creciendo y entregando nuestro alimento sano a la comunidad. A veces vendemos casa a casa o lo llevamos directo a las fruterías. A todos les gusta”, dice Navarro.

Teresa Navarro y Luis Vargas - nuevos invernaderos

 

Para INDAP –según Petar Bradasic– es “de vida o muerte” tomar medidas que ayuden a optimizar el uso del recurso hídrico, lo que implica, entre otras cosas, considerar la tecnificación del riego, que permita un riego más eficiente, y llevar a cabo manejos que optimicen la retención del agua en los suelos patagónicos.