Gobierno entrega recursos a crianceros para alimentar a sus animales por cierre de frontera para veranadas

Sáb, 31/12/2022 - 23:00

Autor: Prensa Minagri

Norte Chico Sustentabilidad y adaptación al cambio climatico Coquimbo
Apoyo a crianceros Coquimbo 1

La permanente escasez hídrica en la región de Coquimbo ha afectado duramente el desarrollo de la actividad caprina, ya que existe poca pradera vegetal. Esta situación genera que los animales no cuenten con alimentación suficiente y que su masa corporal disminuya.  

Una alternativa que tenían los crianceros de la zona era trasladar su ganado durante la época estival hacia los Altos Valles de Calingasta, en la cordillera argentina –práctica conocida como trashumancia–, donde durante tres meses el ganado se alimenta de la pradera del lugar, mejorando su condición y generando una capacidad adecuada para la producción de queso de cabra.

Sin embargo, el gobierno trasandino desde hace tres años no está autorizando el ingreso del ganado a su territorio, generando una crisis en el sector. “Sabemos que las veranadas en territorio argentino son un proceso clave, pero ante su no realización como gobierno estamos desarrollando un trabajo mancomunado para llegar con ayuda lo antes posible. Por esta razón pusimos en marcha un plan de apoyo para los crianceros afectados, quienes se concentran en las provincias de Limarí y Choapa”, comentó el subsecretario de Agricultura, José Guajardo, durante una ceremonia de entrega de recursos realizada en la comuna de Monte Patria.

Glenda Araya Carvajal es la presidenta de los crianceros de Río Mostazal, agrupación que comprende a la mitad de los productores de este valle. Durante el acto de entrega de los bonos, la dirigenta resaltó el valor de la trashumancia y la importancia de recibir ayuda gubernamental. “La cordillera chilena es chica, no caben todos los ganados, es por eso que esperamos que la autoridad gestione y no se vaya. La trashumancia forma parte de las raíces de nuestro país, entonces no puede morir. La trashumancia es el camino a la libertad y con ella tenemos a nuestra economía salvada. Nosotros cargamos animales, andamos a caballos durante horas, desde las 5 de la mañana hasta las 8 de la noche”, dijo.

Cifra histórica

La medida de gobierno permitirá beneficiar a 320 crianceros que pertenecen a INDAP y a 86 productores no INDAP, quienes recibirán un capital de emergencia correspondiente a $1.275.000 cada uno –primera vez que se entrega un bono de este valor–, con lo que podrán adquirir insumos alimenticios para reemplazar la pradera vegetal que consumen los animales en territorio cordillerano.

Apoyo a crianceros Coquimbo 2

 

El seremi de la cartera en la región de Coquimbo, Hernán Saavedra, agregó que se está trabajando “intensamente para ir en apoyo de las distintas emergencias que existen en nuestra región, la escasez hídrica es una de ellas, por lo que hemos enfocado nuestros instrumentos en generar medidas de apoyo que les permitan a los productores afectados mitigar los efectos de la falta de agua y de alimento para su ganado”.

La entrega de recursos comenzó en la comuna de Monte Patria, oportunidad donde se benefició a 142 productores, 105 INDAP y 37 no INDAP, aporte que permitirá a los crianceros adquirir insumos alimenticios como concentrado de alfalfa, grano maíz y sales minerales para mejorar la condición corporal de los animales. En total la inversión en la comuna asciende a $181.050.000.

David Arancibia, presidente de la Asociación de Crianceros de Monte Patria, también valoró el aporte estatal. “Con esto se pueden pagar los arriendos de las cordilleras chilenas que son más caras que las argentinas, por un tema de dimensiones, ya que la superficie de la cordillera argentina es más grande (…) Que una persona pueda estabilizar su producción es un alivio tremendo para estos años que hemos vivido. Además, es un monto histórico que gracias a la voluntad del Ministerio de Agricultura se pudo lograr”, dijo.

Esta acción se suma al apoyo entregado durante este mes por INDAP a sus usuarios y usuarias del rubro caprino que no pudieron ir a veranadas, incentivo que benefició a 279 crianceros y crianceras, lo que significó un monto total de $55.800.000, aporte que forma parte del capital destinado por el Ministerio de Agricultura durante el año en curso para enfrentar las emergencias generadas por la condición permanente de escasez hídrica.