Pequeños agricultores de INDAP son la punta de lanza de la producción de miel en la Región de Ñuble

Vie, 05/08/2022 - 16:10

Autor: Claudia Worner

Zona Sur Mercado Sustentabilidad y adaptación al cambio climatico Ñuble
Bernarda Salazar - apicultora Nuble

Un total de 386 pequeños agricultores usuarios de INDAP se desempeñan en el rubro apícola en la Región de Ñuble: 298 de ellos en el Programa de Desarrollo Local (Prodesal) y 88 en el Servicio de Asesoría Técnica (SAT) Apícola.

La apicultura juega un papel primordial en la agricultura, con diversos productos provenientes de las colmenas, además de los servicios de polinización con abejas Apis Mellífera que contribuyen a la conservación de la biodiversidad y a las comunidades rurales que desarrollan esta actividad, que en Ñuble se concentran en las comunas de Chillán, Yungay, Quirihue, El Carmen y Bulnes.

El catastro SIPEC-SAG indica que a 2020 son 604 los apicultores registrados en la región, por lo que los usuarios INDAP representan un 63% en un rubro que se caracteriza por la alta participación de  la Agricultura Familiar Campesina. A nivel nacional, el 31% de la producción apícola está en manos de mujeres, porcentaje que en Ñuble sube al 50%.

Una de ellas es Bernarda Salazar, usuaria SAT de Bulnes, que cuenta que de la mano de INDAP ha ido avanzando: partió con 3 cajones y hoy cuenta con una sala de procesos que comparte con la comunidad y una cadena de producción que involucra a su familia y que entrega miel, propóleo y subproductos para cuidado personal. “En el SAT Apícola tenemos una muy buena asesoría y nos van abriendo camino en proyectos, que es donde tenemos la mayor debilidad”, expresó.

Otra representante de la región es Pamela Merino, que en la miel y las abejas ha encontrado una inspiración para mejorar su calidad de vida y tener una independencia económica  ligada a la miel batida. “Las abejas son mi fuente de trabajo y me han enseñado el orden; son seres maravillosos, he aprendido mucho de ellas y también comprendo el valor que debemos darle en nuestra cadena alimenticia”.