Villa Tres Hermanos de la localidad de Colín impulsa el cultivo agrosustentable de hortalizas y frutas

Lun, 16/01/2023 - 15:00

Autor: Claudia Torres

Zona Central Mercado Sustentabilidad y adaptación al cambio climatico Maule
Villa Tres Hermanos de Colín 1

En la localidad de Colín, comuna de Maule, Francisco Fuentes Valenzuela realiza la producción de hortalizas con un enfoque agroecológico y sustentable. Hijo de una familia de agricultores, desde hace varios años lidera La Villa Tres Hermanos, donde a punta de ensayos y de resultados exitosos ha ido convenciendo a su padre de transitar desde la agricultura convencional a otra más amigable con el medioambiente.

Usuario del Área Talca de INDAP, Francisco cultiva en 30 invernaderos hortalizas bajo plástico, como tomates, pimentones y pepinos, además de una producción al aire libre de sandías, melones y zapallos.

Este productor señala que la agricultura tradicional, con la utilización de productos agroquímicos, ha prevalecido por muchos años en el sector, al igual que la mentalidad de algunos agricultores de remediar todo con pesticidas en dosificaciones que a veces sobrepasan la norma permitida, lo que ha ido en desmedro de la salud de las personas, perjudicando a su vez todo el medioambiente, debilitando los suelos y generando resistencia ante enfermedades y plagas.

“Sin duda que este proceso no ha sido fácil, ya que se necesita un período de tiempo razonable para poder mostrar esta transformación, en la cual me he tenido que ir ganando pequeños espacios dentro de los sistema productivos de mi padre, que es de la vieja escuela; esto con ejemplificación y resultados de los diversos procesos que van en ayuda del negocio. Es tratar de volver a realizar las prácticas que alguna vez hicieron nuestros abuelos o bisabuelos, los que no tenían toda esta amplia gama de insumos a sus disposición, pero incluso así reconvertían los recursos que tenían a su alrededor para salir adelantes con sus producciones.”, dice Francisco.

Villa Tres Hermanos de Colín 2

 

Cuenta que él se encuentra hoy en una etapa de una transición, es decir, pasar de una agricultura convencional a una que sea más sustentable, que vaya de la mano del cuidado del medioambiente y la salud humana: “Hemos ido reemplazando muchos insumos químicos por otros más naturales, varios de los cuales elaboramos dentro del mismo predio, como el compost. Hemos mejorado y adaptado implementos como harneros, para facilitar las tareas de recolección del producto final (compost), el cual se reintegra y se esparce como un abono en los suelos donde se realizarán los próximos cultivos”.

Agrega que “otros métodos que hemos ido incorporando son las vermicomposteras, con lombrices rojas californianas, de las cuales recolectamos todos los lixiviados –líquido que se produce tras la descomposición de los desechos orgánicos, en gran medida apoyado por el proceso digestivo de la lombriz– en un tranque adaptado para el acopio, para luego llevarlos a una caseta e incorporarlos a través del riego”.

Francisco ha realizado también la multiplicación de microorganismos benéficos, “que nos permiten involucrar un proceso de mejoras en las propiedades físicas, químicas y biológicas tanto del suelo como de las plantas. Además contamos con métodos alternativos para el manejo integrado de insectos, como el uso de feromonas para control de plagas, mediantes la acción de un confusor sexual, y trabajamos en la realización de una biofábrica, la que estará sectorizada para diversos trabajos y nos dará la posibilidad de ampliar la gama de los productos que multiplicamos y de los consorcios microbiológicos que utilizamos en nuestro campo”.

Villa Tres Hermanos de Colín 3

 

Los productos de la Villa Tres Hermanos son comercializados en el predio familiar, a comerciantes mayoristas, en la Macroferia de Talca y en el Mercado Campesino de INDAP.

Este emprendimiento además forma parte de una ruta turística impulsada por el Prodesal Maule y recibe a delegaciones de productores interesados en conocer la experiencia y el trabajo que están realizando. “La gente se va contenta de saber que existen otras alternativas de producción y que se pueden hacer muchas cosas con las asociaciones del mundo agrícola y con la voluntad de querer cambiar las cosas, sabiendo que en cada uno hay una responsabilidad social con lo que se produce. Lo importante de recibir a estas delegaciones es compartir nuestra experiencia y el conocimiento a quienes quieran hacerlo suyo”, afirma Francisco.